17 nov. 2011

DEL VOTO DE LOS EXPATRIADOS



Se me queja el personal de que el voto de los expatriados (aquellos que viven fuera de su patria) “cae un 65% por el nuevo sistema de voto”; dicen que sólo un 9% ha solicitado votar.

Y, mismamente, no es porque pasen del tema; es porque tienen que realizar una gymkhana/yinkana de narices para votar por correo, o gastarse un pastón en viaje (y pedir un día libre) para ir a votar. Y han de hacerlo en muy concretas ciudades, en las que hay consulados.

Vamos, cosas de la Ley Orgánica 9/2007, de 8 de Octubre, que modificó la LOREG (Ley Orgánica de Régimen Electoral General, Ley 5/1985) y que a través del Real Decreto 1621/2007, de 7 de diciembre, le complica la vida a los expatriados. Y digo que les complica la vida, porque el Real Decreto se parió para “atender” a los Erasmus y no, y lo más graves es que les afecta, para el Censo de Españoles Residentes Ausentes (CERA).

Lo primero es que hay que comunicar la intención de votar (voto rogado que se llama)… y luego atenerse a las consecuencias… porque las papeletas no les han llegado aún a muchos, a estas alturas de la vida, y para ellos este proceso termina mañana, viernes 18 (parece que no en todos los países), votando personalmente en los consulados. Si querían votar por correo el plazo ya ha expirado (matasellos del día 15 como máximo)… y muchos aún siguen sin recibir las papeletas.

Votar por correo con esta nueva fórmula es como cartearse con la novia: carta viene, carta va. Primero, un ¡Oiga, que quiero votar!... y a esperar que tu JEP (la de tu provincia) te envíe la documentación requisitoria. Entonces tienes que enviarles el formulario de solicitud, con fotocopia del DNI, y esperar a que ellos te envíen las papeletas… y es ahí donde la cosa se atranca. La fecha límite para el último paso, votar, era enviar el voto con varios documentos y sobres más hasta el pasado día 15… Y ahí les han dado. Muchos se han quedado a verlas venir y de ahí el movimiento en twitter “No me dejan votar” (#nomedejanvotar) y la “ideica” de acudir a la Justicia a impugnar las elecciones… Pero son tan pocos los que se han apuntado a esto del voto rogado.

El caso es que los afortunados que han recibido las papeletas y pueden votar debieron hacerlo, por lo menos hablo de Londres, ayer y hoy (de 9 a 19 h) y el viernes (de 9 a 14 h). Vamos, “echar el día” que se llama. Me sé de alguien que además de pedir libre el día de autos, ¡¡palma 120 libras!! para ir a votar a Londres¡Son ganas, eh! Por algo será.


No hay comentarios:

Publicar un comentario